Buscandome

Bienvenido(a), Visitante. Por favor, ingresa o regístrate.

Ingresar con nombre de usuario, contraseña y duración de la sesión

 


Traductor Google

 RECONSTRUCCIÓN EMOCIONAL, SUMANDO PELDAÑOS PARA EL BIENESTAR



Enero 28, 2019, 07:57:51 am
Leído 61 veces

Desconectado buscador

  • Full Member
  • ***

  • 119
    Mensajes

  • Karma: 0

RECONSTRUCCIÓN EMOCIONAL, SUMANDO PELDAÑOS PARA EL BIENESTAR


Todos hemos experimentado alguna vez esa sensación de precipitarnos al vacío sin paracaídas, de hundirnos sin un saliente al que agarrarnos. Se trata de momentos de tristeza extrema en los que no vemos luz ni posibilidad de encontrarla. Hablamos de instantes en los que necesitamos una reconstrucción emocional.

Reconstruirnos emocionalmente significa recuperar la seguridad, volver a avanzar aunque las zancadas sean muy pequeñas. Disminuir el riesgo y buscar anclas o puntos de seguridad. Dar forma a una base sobre la que volver a emerger.

La reconstrucción emocional es una ardua: va a consumir una buena parte de los recursos que nos quedan. Sin embargo, será una inversión que merezca la pena. En este post observaremos de qué se trata y os presentaremos algunas estrategias que pueden ayudar. ¡Acompáñanos!

“Reconstruirnos hace parte de la travesía que es vivir”.

RECONSTRUCCIÓN EMOCIONAL, CONOCIÉNDOME ME GESTIONO MEJOR

Una reconstrucción emocional consiste, como hemos avanzado, en diseñar y trabajar en unos nuevos cimientos. Es decir, en ir transformando o podando todo aquello que nos hacía daño. Para ello, podemos comenzar con el análisis de lo sucedido. Quizás es hora de que te sientes en una silla e intentes analizar qué ha pasado últimamente para que te encuentres en esa posición.

Este es un ejercicio tan positivo en la victoria como en el fracaso, aunque quizás la introspección solo se vea favorecida por la inercia emocional en este último caso. Por otro lado, este es un proceso paulatino –a medida que identificamos y tomamos conciencia, nos vamos autoconociendo- en el que sí caben los insight.

“Reconstruirnos emocionalmente es el arte de cuidarnos en los momentos más difíciles”.

RECONSTRUCCIÓN EMOCIONAL, EL ARTE DE SER ASERTIVO

La asertividad es todo un arte. Se trata de mostrar lo que verdaderamente nos sucede de forma eficaz y cuando la situación no lo favorece. En muchas ocasiones no es sencillo decirle que no a un ser querido o a un jefe, aunque haciéndolo solo defendamos nuestros derechos.

¿Por qué necesitamos la asertividad para la reconstrucción emocional? Porque nos abre un espacio en el que podemos vernos como seres autónomos, capaces y con derechos (a la par que obligaciones y responsabilidades). Así, podremos alimentar esa sensación de control que ha sido dañada con el refuerzo de las sensaciones de indefensión.

ME QUIERO, ME RECONSTRUYO

Otro de los peldaños de la reconstrucción emocional es la autoestima. La autoestima comprende al conjunto de sentimientos que tenemos respecto a nuestro autoconcepto. Es decir, está relacionada con la parte más emocional de nuestro yo.

¿Por qué es tan importante en la reconstrucción emocional? Porque las personas somos más proclives a cuidar a quien nos cuida (nos genera sentimientos positivos). Así, si nos cuidamos, es más probable que queramos cuidar a ese que nos cuida; es decir, que nos queramos cuidar. Quizás te suene un poco complejo, pero si lo vuelves a leer verás que no: solo es un círculo que se cierra.

BIENVENIDOS LOS CAMBIOS

Toda reconstrucción emocional pasa por hacer cambios: tanto a nivel interno como externo. Ahora bien, hay autores que identifican dos tipos de cambio. De hecho, Paul Watzlawick, uno de los principales autores sobre la teoría de la comunicación humana, los describe en su libro Cambio, haciendo referencia al individuo con relación al sistema, sobre todo en situaciones en las que siente que no hay una salida. Nosotros los presentamos de la siguiente manera:
•   Cambio 1. Se trata de hacer modificaciones para volver a un estado similar antes de la crisis.
•   Cambio 2. Se trata de cambios que nos sitúan en una posición distinta al comienzo de la crisis. Es entonces cuando hablamos de transformación.

De cada cambio podemos aprender, sea 1 o 2. Al mismo tiempo, no siempre es posible o fácil conseguir un cambio de tipo 2, por lo que volver a una posición de equilibrio a través de un cambio de tipo 1 también puede ayudarnos.

BENEFICIOS DE LA RECONSTRUCCIÓN EMOCIONAL

La reconstrucción emocional trae consigo grandes beneficios. Veamos algunos de ellos:
•   Mayor calidad de vida.
•   Establecer relaciones más saludables.
•   Mejor relación con nosotros.
•   Incrementa el autoconocimiento.
•   Mayor autoestima.
•   Mejor gestión emocional.
•   Menor sufrimiento.
•   Incrementa la asertividad.
La reconstrucción emocional depende en gran medida de nuestra voluntad y de nuestras decisiones, aunque en última instancia la ayuda de los demás también pueda inclinar la balanza. Además, siempre podemos solicitar ayuda profesional como apoyo para dar forma a esta reconstrucción emocional.

Antes de terminar estaría bien recordar que, aunque hablemos de reconstrucción emocional, nunca es solo una reconstrucción a este nivel. Siguen o acompañan la reconstrucción contractual y la reconstrucción cognitiva; conceptos que en el plano teórico son fáciles de separar pero que en la práctica en muchos casos tienen límites difusos.

Finalmente, destacar que la reconstrucción emocional es una aventura. No es necesario que nos sintamos mal para llevarla a cabo; de hecho, suele producir resultados realmente buenos cuando se realiza en momentos emocionalmente positivos. La razón: tenemos mucha más energía y los cambios que hay que hacer no suelen ser tantos.

María Alejandra Castro