Buscandome

Bienvenido(a), Visitante. Por favor, ingresa o regístrate.

Ingresar con nombre de usuario, contraseña y duración de la sesión

 


Traductor Google

 INMEDIATO Y URGENTE: HAY QUE SALIR DE LA DEPRESIÓN



Abril 14, 2011, 06:02:14 am
Leído 1293 veces

Desconectado Irene Zambrano

  • Hero Member
  • *****

  • 657
    Mensajes

  • Karma: 0

INMEDIATO Y URGENTE: HAY QUE SALIR DE LA DEPRESIÓN
« en: Abril 14, 2011, 06:02:14 am »
La Organización Mundial de la Salud señala que actualmente la depresión es la cuarta causa más importante de sufrimiento e incapacidad, y predice que en el año 2020 habrá pasado a ocupar el segundo puesto.
Dejaré a los psicólogos que saben que hablen de ella, pero aporto mi opinión desde el punto de vista de quien la padece o puede ser su próxima víctima.

Seamos realistas: todos nos encontramos a lo largo de la vida con situaciones contra las que no podemos hacer nada, pero, en cambio, siempre tenemos la opción de cambiar nuestra reacción y pensamiento acerca de esa circunstancia.

Podemos permitir que nos afecte o podemos darnos cuenta de que es una circunstancia temporal y pasajera, y que debemos preservar nuestra estabilidad emocional, y nuestra salud y estado de ánimo, y ver con una cierta indiferencia lo que está sucediendo. Uno está por encima de las cosas que no aportan nada bueno, pero sí inestabilidad y sufrimiento.

Se trata de encontrar hasta las últimas migajas de vitalidad que tengamos y ponerlas a trabajar a nuestro favor. Se trata de sobreponerse al pesar, de cuidarse y respetarse, de amarse. De no permitir que algo ajeno, algo que antes o después desaparecerá o se olvidará, nos afecte en este momento, y nos dañe o desestabilice.

Es un acto de amor propio, de cuidado.

Tomarse las cosas de forma personal aumenta las posibilidades de depresión o sentimientos depresivos.

Las situaciones negativas son pasajeras e impersonales. No es bueno permitir que abruman y sentirlas como el fin del mundo o la oscuridad de la que no se puede escapar.

Una posible solución es dejar de pensar obsesivamente en la situación temporal que se está atravesando, y verse un poco más allá, más a medio o largo plazo, no centrándose en los sentimientos –que son del todo negativos-, sino levantar la cabeza y la mirada, y mirar hacia los otros y hacia el mundo exterior.

Y si esto no es suficiente, entonces, inevitablemente, hay que acudir a un especialista que ayude a salir del pozo.