Buscandome

Bienvenido(a), Visitante. Por favor, ingresa o regístrate.

Ingresar con nombre de usuario, contraseña y duración de la sesión

 


Traductor Google

 10 SEÑALES DE UN PADRE NARCISISTA.



Diciembre 02, 2021, 05:39:14 am
Leído 140 veces

Desconectado Irene Zambrano

  • Hero Member
  • *****

  • 896
    Mensajes

  • Karma: 0

10 SEÑALES DE UN PADRE NARCISISTA.
« en: Diciembre 02, 2021, 05:39:14 am »
10 SEÑALES DE UN PADRE NARCISISTA.

10 formas en las que los padres narcisistas afectan de forma negativa a sus hijos.
•   
•   ¿QUÉ ES EL NARCISISMO?
•   
"Si mi hijo no se convierte en un jugador profesional de béisbol, lo mato".
-Padre Anónimo
"¿A poco no eres hermosa? ¿A poco no eres hermosa? ¡Vas a ser tan bonita como tu mamá!"
- Madre anónima
"Las respuestas favoritas de mi padre a mis puntos de vista eran: bueno... en realidad... y hay mucho más que eso... Siempre tiene que sentirse cómo si supiera más".
- Anónimo

Un padre narcisista puede definirse como alguien que vive a través de, es posesivo con, y/o se involucra en una competencia con sus hijos. Típicamente, el padre o madre narcisista percibe la independencia de un hijo (incluidos los hijos adultos) como una amenaza, y coacciona a los hijos a existir en la sombra paterna/materna, con expectativas irracionales. En una relación parental narcisista, el niño rara vez es amado por ser ella o él mismo.
Se han conducido numerosos estudios sobre el tema de la crianza narcisista y su impacto en la progenie. Es importante distinguir ciertas tendencias centradas en los padres de la crianza narcisista crónica. Muchos padres quieren presumir a sus hijos, tienen expectativas altas, pueden ser firmes algunas veces (como cuando un hijo se comporta de forma destructiva), y desean que sus hijos los hagan sentir orgullosos. Ninguno de estos rasgos por sí solos constituyen narcisismo patológico. Lo que distingue al padre narcisista es una tendencia constante a negarles a los hijos, incluso como adultos, un sentido de autonomía independiente. Los hijos existen meramente para cumplir las necesidades egoístas y las maquinaciones del padre.
¿Cómo sabes cuándo un padre o madre quizá es narcisista? Las siguientes son señales delatoras. Mientras que algunos padres pueden exhibir algunos de los siguientes rasgos en un momento o en otro, lo que puede no ser un gran problema, un padre o madre con narcisismo patológico tiende a estar habitualmente en muchas de las siguientes personalidades, al mismo tiempo que permanece inconsciente (o no le importa) cómo estas conductas afectan a sus hijos.

1.- Usar/ Vivir a través de los hijos
La mayoría de los padres quieren que sus hijos tengan éxito. Sin embargo, algunos padres narcisistas generan expectativas no para el beneficio del niño, sino para la realización de sus propios sueños y necesidades egoístas. En lugar de criar a un hijo cuyos pensamientos, emociones y metas propias son nutridos y valorados; el hijo se vuelve una extensión de los deseos personales del padre, donde se disminuye la individualidad del hijo.
"Mi madre solía amar vestirme con lindos vestidos, incluso aunque yo era más ruda por naturaleza. Pienso que ella sentía que cuando recibía cumplidos por mi apariencia, ella se veía bien como reflejo de ello. Aumentaba su valor propio".
- Anónimo
"Tienes oportunidades que nunca tuve... una vez que seas médico puedes hacer lo que te plazca. Hasta entonces ¡harás lo que yo diga!“
- Padre a hijo en "La Sociedad de los Poetas Muertos"

2. Marginalización
Algunos padres narcisistas se sienten amenazados por el potencial, promesa y éxito de sus hijos, ya que retan su autoestima. Como consecuencia, una madre o padre narcisista podría hacer un esfuerzo por sobajar al niño, para permanecer por encima de él o ella. Ejemplos de este tipo de marginalización competitiva incluyen, críticas, juicios irracionales, comparaciones no favorables, invalidación de actitudes y emociones positivas, y rechazo de sus éxitos y logros.
Los temas comunes de estas acciones son: "siempre hay algo mal contigo" y "nunca serás suficientemente bueno". Al disminuir la confianza de sus hijos, el padre narcisista aumenta su propio auto-valor inseguro.
"Le pedí a mi mamá por teléfono pagar la cuota de laboratorio de mi clase de ciencias en la universidad. Finalmente aceptó hacerlo, pero solo después de decir que era un pérdida de dinero".
- Anónimo

3. Grandiosidad y Superioridad
Muchos padres narcisistas tienen una falsa autoimagen inflada, con un sentido engreído de quiénes son y lo que hacen. A menudo, los individuos alrededor del narcisista no son tratados como seres humanos, sino como herramientas (objetos) que se usan para obtener ganancias personales. Algunos hijos de padres narcisistas son objetificados de la misma manera, mientras a otros se les enseña a poseer el mismo falso complejo de superioridad: "somos mejores que ellos". Este sentimiento de derecho grandioso, está basado casi exclusivamente en trampas superficiales, egoístas y materiales; obtenidas a expensas del propio sentido de humanidad, escrupulosidad y empatía. Uno se vuelve "superior" y menos humano.

4. Imagen Superficial
Muy ligados a la grandiosidad, muchos padres narcisistas aman mostrarle a otros qué tan "especiales" son. Disfrutan hablar públicamente de lo que ellos consideran sus disposiciones superiores, ya sean posesiones materiales, apariencia física, proyectos y logros, su bagaje y pertenencia, contactos con gente influyente, y/o esposas e hijos trofeo. Recorren largas distancias para buscar atención y halagos que aumenten su ego.
Para los padres narcisistas, las redes sociales son un parque de diversiones donde publicitan regularmente lo maravillosas y dignas de envidia que son sus vidas. Los mensajes subyacentes pueden ser: "Mi vida y yo somos tan especiales e interesantes" y "Mírenme, ¡tengo lo que ustedes no!"
"Lo que mi madre muestra en público y cómo es en realidad son cosas muy distintas".
- Anónimo

5. Manipulación
Ejemplos comunes de la manipulación parental narcisista incluyen:
Generar culpa: "He hecho todo por ti y eres tan malagradecido".
Culpar: "Es tu culpa que no sea feliz".
Avergonzar: "Tu mal desempeño es una vergüenza para la familia".
Comparación negativa: "¿Por qué no puedes ser tan bueno como tu hermano?"
Presión irracional: "Darás LO MEJOR de ti para hacerme sentir orgulloso".
Recompensa y castigo manipulador: "Si no eliges una carrera la escogeré por ti, si no la haces te voy a retirar mi apoyo".
Coerción emocional: "No eres un buen hijo/a a menos que cumplas mis expectativas".
Un tema común de estas formas de manipulación es que el amor se da como una recompensa condicionada más que como una expresión natural de crianza saludable. Por otro lado, la retención del amor se usa como una amenaza y castigo.

6. Inflexible y Sensible
Ciertos padres narcisistas son extremadamente rígidos cuando se trata de las conductas esperadas de sus hijos. Regulan los detalles de sus hijos, y pueden molestarse cuando hay una desviación. Algunos padres narcisistas también son muy sensibles y explotan fácilmente. Las razones para irritarse con sus hijos pueden variar mucho, desde la falta de atención y obediencia del niño, a las fallas y errores percibidos, a estar en la presencia del padre en el momento equivocado, etcétera.
Una razón de la inflexibilidad y sensibilidad de los padres es el deseo de controlar al hijo. El narcisista responde negativa y desproporcionadamente cuando ve que su hijo no siempre podrá ser jalado por las cuerdas.
"Odio cuando pones los víveres en la caja de cobro de esa forma. Te lo había dicho antes ¡LO ODIO!"
? Madre a hija en el supermercado

7. Falta de Empatía
Una de las manifestaciones más comunes de un padre o madre narcisista es la incapacidad de considerar los pensamientos y sentimientos de sus hijos y validarlos como reales e importantes. Solo lo que el padre o madre siente o piensa importa.
Los hijos con este tipo de influencia parental responden con el tiempo con uno de los tres instintos de supervivencia: Pueden pelear y defenderse. Pueden huir y distanciarse de sus padres. Algunos comienzan a congelarse y sustituyen su yo real invalidado con una personalidad falsa (jugando un rol), adoptando rasgos narcisistas ellos mismos.

8.- Dependencia/Codependencia
Algunos padres narcisistas esperan que sus hijos los cuiden por el resto de sus vidas. Este tipo de dependencia puede ser emocional, física y/o financiera. Aunque no hay nada inherentemente malo con cuidar de los padres ancianos -es un rasgo admirable- el padre narcisista manipula típicamente a sus hijos para que hagan sacrificios irracionales, con poco cuidado de sus prioridades y necesidades.
"Mi madre (madre soltera en sus 30's) espera que la apoye financieramente para siempre. Dice que no puede vivir sin mí".
? Estudiante universitario anónimo
Algunos padres narcisistas pueden también maniobrar a sus hijos adultos hacia la codependencia. El profesor de psicología Shawn Burn define las relaciones codependientes como "una donde una persona apoya (facilita) los pocos logros del otro, su irresponsabilidad, inmadurez”

9. Celos y Posesividad
Ya que la madre o padre narcisista espera a menudo que el hijo permanezca permanentemente bajo la influencia parental, puede ser extremadamente celoso ante cualquier señal de madurez e independencia de los hijos. Cualquier acto percibido de individuación y separación, desde escoger el propio camino académico y carrera, hasta hacer amigos no aprobados por el padre, a pasar tiempo en sus prioridades, son interpretados de forma negativa y personal ("¿por qué me haces esto a MÍ?")
En particular, la apariencia de una pareja romántica del hijo adulto puede ser vista como una gran amenaza, y responde frecuentemente con rechazo, crítica y/o competencia. A los ojos del padre narcisista, ninguna pareja romántica es suficiente para sus hijos, y ningún nuevo miembro puede desafiar su dominio sobre el hijo/a.
"Cómo se atrevió esa mujer a quitarme a mi hijo. ¿Quién se cree que es?"
- Anónimo

10. Descuido
En algunas situaciones, un padre narcisista puede escoger enfocarse en sus propios intereses, que para el narcisista son más excitantes que la crianza. Estas actividades pueden proveer estímulo al narcisista, validación y la auto-importancia que tanto necesita, ya sea obsesión con su carrera, influencia social o aventuras personales y hobbies. El niño se le endosa al otro padre, o está solo.
"Mi esposo es un padre ausente. Siempre está afuera haciendo algo que es divertido para él, que prefiere a pasar tiempo con nuestro hijo. Es una persona extremadamente egoísta".
- Anónimo


 

TinyPortal 1.6.5 © 2005-2020