Buscandome

Bienvenido(a), Visitante. Por favor, ingresa o regístrate.

Ingresar con nombre de usuario, contraseña y duración de la sesión

 


Traductor Google

 LO QUE DIGO QUE SÉ, QUE NO SÉ SI LO SÉ, NO SÉ POR QUÉ LO SÉ



Enero 22, 2012, 07:12:39 am
Leído 1294 veces

Desconectado Francisco de Sales

  • Administrator
  • *****

  • 7273
    Mensajes

  • Karma: 7

LO QUE DIGO QUE SÉ, QUE NO SÉ SI LO SÉ, NO SÉ POR QUÉ LO SÉ.


Recuerdo que cuando comencé en el Camino del Crecimiento Personal, lo hice exclusivamente desde la intelectualidad, creyendo que la acumulación obsesiva de textos y datos era suficiente, por sí mismo, para evolucionar.

Aún no había escuchado la frase que dice que “un burro cargado de libros no deja de ser un burro”. Sabiduría absoluta la de la frase.

Creo que entonces realmente me interesaba más impresionar a los otros con mi currículum de conocimientos teóricos que el hecho de que yo aprendiera algo.

Todos los problemas que conocía, y los defectos, los tenían los otros. Yo me quedaba a salvo de todo ello.

La reflexión, y el hecho de preguntarme ante cada cosa dónde me encontraba a mí mismo en esa cosa, hicieron que fuera cambiando –más lento de lo habitual, por mi obstinación de no implicarme- de un modo en que no me daba cuenta.
Seguía aferrado a la mala costumbre de tener alguna frase célebre como respuesta a casi todas las preguntas.

Ahora, me escucho decir cosas de las que no me he apropiado exteriormente, sino que brotan de mí, o son de mi propia elaboración.

¿Dónde he aprendido esto?, me pregunto.
¿De dónde ha salido?, ¿Cuándo me he dado cuenta?, ¿Por qué tengo tal convicción y firmeza en lo que acabo de decir?

Sin duda, aprendo de mí.
Como debiéramos hacer todos.
Confío en la fuente interior o superior de la que emana.
Son mis opiniones, lo que siento.
Y no tengo por qué sentir con las mismas palabras que los místicos, que los intelectuales, que los filósofos eruditos… Soy yo, y no ellos, y tengo mis limitaciones y mis circunstancias, y con ellos convivo.

Te invito a que dejes fluir lo que tú sabes, aunque no sepas por qué lo sabes.

Te provoco para que seas capaz de confiar más en eso que sientes, en lo que has aprendido de la vida –que en algunos casos te ha costado muy caro-, en la sabiduría de tu cuerpo cuando te pide que pares, en tus intuiciones si no las falsificas, en tu capacidad para acoger, para consolar, para empatizar…

Te animo a que dejes a un lado la equivocada modestia y te atrevas a ser Tú Mismo.

Y a que descubras y aceptes que sabes, aunque no sepas por qué lo sabes.


PD.- No te fíes del título: era sólo para despertar tu curiosidad y que leyeras este pensamiento.




 

TinyPortal 1.6.5 © 2005-2020